Puedes albergar muchas creencias pero la principal será creer en ti

Recuerda que donde este tu corazón, allí encontrarás tu tesoro. Paulo Coelho.

 

Desde pequeños nos inculcan distintas creencias, tradiciones, costumbres en general, crecemos dentro de esa filosofía de vida, a la cual pertenecieron o pertenecen nuestros padres o nuestros familiares más cercanos y así nos entregamos a distintas religiones, doctrinas filosóficas de vida, en fin, tratamos de mantener la fe que represente un pilar, una fortaleza y un impulso para nuestras acciones día a día.

impulso

No importa lo racionales que seamos los seres humanos y que la ciencia día a día nos demuestra como prevalece la razón, existe una necesidad innata en nosotros en creer en algo divino, en mantener la fe en esa energía, en esa luz, en esa divinidad del universo, de la creación del universo y de todos los poderes místicos y misteriosos, que en él se albergan y así ponemos nuestra fe en distintas cosas, incluso se convierten en guías espirituales si se quiere, a lo largo de nuestro camino y así agradecemos o responsabilizamos a esa presencia divina, de lo que de alguna manera es nuestra suerte.

El optimismo es la fe que conduce al éxito. Nada puede hacerse sin esperanza y confianza. Helen Keller.

 

cree en ti

Sin embargo, existe una creencia principal y primordial, que por lo general dejamos de lado y es la creencia en nosotros mismos, es la fe que tenemos en nuestras capacidades, nuestras fortalezas y en nuestra voluntad para realizar lo inimaginable, creer en nosotros mismos es la dínamo que activa el sendero que alcanzará la meta que nos hemos planteado, somos mucho más capaces de lo que pensamos y tenemos muchas más facultades de las que utilizamos.

Si tratáramos siquiera un poco, de poner mayor responsabilidad a nuestra propia actuación que en la actuación externa, nos daríamos cuenta que no hace falta mayor esfuerzo para nuestros logros, sencillamente, la confianza en el poder que emana desde nuestro interior y se conecta automáticamente con esa ley universal, que da apertura a todo, que es abundancia, que es estabilidad y que es armonía y que no requiere de ningún sufrimiento, ni de ninguna miseria humana para manifestarse, al contrario, está siempre allí esperando ser reconocida en nuestro propio interior para poder reflejarse.

Nadie nos escuchará hasta que nos escuchemos a nosotros mismos. Marianne Williamson.

fe

Sea cual sea tu creencia o tu práctica, no pierdas la fe en ti mismo, aprende a confiar en tu ser interior, en tu magnificencia y en tu maravillosa existencia y verás como las cosas empiezan a fluir más allá de lo que abarca tu pensamiento.

 

También te invitamos a visitar:

El único que puede robarse tu felicidad eres tú mismo

La Fuerza de Voluntad (El Querer) ..-

7 Cosas que debes soltar si quieres ser feliz

Tu verdadera patria es el Universo, tu verdadera meta es ser Tú mismo y no lo que otros …