RINCÓN del TIBET

Preocúpate por lo que das y prepárate para recibir

Preocúpate por lo que das y prepárate para recibir

Vive de tal modo, que nada de lo que hagas deba merecer el reproche o la condena de quienes te rodean. Simone Weil

 

Muchas veces nos preguntamos porque ocurren ciertas cosas en nuestra vida, muchas nos parecen injustas, otras inexplicables y en ciertos momentos jamás logramos entender la causa que produjo ese efecto.

Realmente no es necesario pertenecer a ninguna religión, filosofía, doctrina o creencia alguna, para entender que en la vida recogemos lo que sembramos, la manera en la que actuamos y nos comportamos con respecto a otras personas durante nuestra existencia, en el momento menos pensado se revierte y en muchas oportunidades, nos parece injusto y no logramos entender que sencillamente todo es causa y efecto.

No hagas mal y el mal no te dominará; sepárate del injusto y él se alejará de ti. Anónimo

 

Esta simple acción de la sabiduría, de la justicia y de la vida misma, nos lleva a reflexionar sobre la manera cómo nos comportamos durante nuestra vida, como tratamos a los demás, de qué manera nos expresamos, a quién lastimamos, a quién pudimos ayudar y no lo hicimos o sencillamente las situaciones que ocasionamos a alguien mas intencionalmente, debemos ser consciente de que somos responsables de elegir cada uno de nuestro pasos, allí nuestro libre albedrío, para luego no alegar ignorancia sobre las cosas que nos suceden.

Si lográramos analizar la profundidad de la vida, entenderíamos que todo tiene una razón de ser y que esta existencia, aunque parezca corta, no es única y le anteceden muchas otras vivencias y experiencias que se albergan en nuestra alma y que llevamos durante el resto de nuestra existencia, en esa parte esencial, dinámica, eterna y de amor que le corresponde de forma innata a cada ser humano.

Según hagas tu cama, así dormirás. Refrán

 

Esa especie de vida eterna y continuada en cada persona, nos permite entender el por qué de muchas situaciones y circunstancias que tenemos que atravesar en la vida, lo importante es siempre obrar bien y no hacer a los demás lo que no deseamos que nos hagan a nosotros, sabio y antiguo dicho, que si analizamos y observamos hondamente, nos daremos cuenta que no es más que una forma de manifestar la ley de siempre efecto.

Nuestros amigos, presuntos enemigos, afines, amores y esas personas que marcan permanentemente nuestra vida, siempre tienen una historia, un antecedente y un instante en el que se acercaron a nosotros, la manera en cómo abordamos las relaciones y las situaciones de nuestra vida, siempre va a ser condicionante de nuestro futuro, es la semilla que estamos sembrando y que luego germinará,  así nos tocará recoger lo que en ella se haya plantado.

Siembra amor  bondad, humildad y armonía, se siempre firmes y fiel a tus principios, utiliza siempre la razón como un arma legal y ante todo lo que hagas, permite que sea la luz la que brille sobre la oscuridad, de esta manera lo que recojas de tu siembra, siempre será satisfactorio.

 

También te invitamos a visitar:

La solidaridad, un idioma conocido por todos… pero hablado por pocos.

Antes de juzgar a alguien debes colocarte en sus zapatos…

Aunque no estoy contigo no me alegra tu desdicha…

No permitas que te hagan daño

Nosotros

Lorem fistrum por la gloria de mi madre esse jarl aliqua llevame al sircoo. De la pradera ullamco qué dise usteer está la cosa muy malar.

Últimos Posts

Siguenos

Videos

Ir arriba
Hola! Necesitas ayuda