RINCÓN del TIBET

Las personas más fuertes creen en la Ley de Causa y Efecto

fuertes

Las personas más fuertes creen en la Ley de Causa y Efecto

Todos tenemos una fortaleza que no podemos imaginarnos salvo que hayamos estado sometidos a situaciones fuertes y demandantes de ese coraje que somos capaces de demostrar y dar a conocer, inclusive ante nosotros mismos.

Quienes no encuentran esa fortaleza en su interior cuando la necesitan, normalmente es porque han estado colocando obstáculos en el medio que le impiden llegar a ella. Normalmente estos obstáculos son creencias limitantes, basadas en miedos, en inseguridades, en desconfianza, etc.

Cuando nos sentimos capaces y entendemos que todo lo que nos ocurre de una manera u otra, lo hemos creado nosotros mismos, asumimos una posición de control. Todo tiene una causa y un efecto y el hacernos cargo de las consecuencias de nuestros pensamientos, de nuestras decisiones, de nuestras acciones, nos aleja de la tendencia a creer que son los factores externos los que determinan nuestro destino.

Las personas fuertes, sonríen con el corazón roto, lloran a puertas cerradas y pelean batallas que nunca nadie se enterara…

La suerte, las circunstancias, los padres, los hijos, la situación país, la situación mundial, no son más que barreras que nos restan fortaleza al creer que de ellas depende nuestro desempeño. Debemos aprender a ser personas fuertes por tener la confianza de que estamos escribiendo nuestra historia y depende exclusivamente de nosotros si resulta como queríamos o no.

Seamos conscientes de que nada nos obliga, somos nosotros los que nos colocamos en situaciones en las que resultamos vulnerables a alguna presión externa. Tenemos la capacidad de decidir los caminos a tomar, podemos dar vuelta en U si queremos y tomar otro. Cualquier cosa que hagamos causará un efecto y el asumir sus consecuencias es de vital importancia para fortalecernos y creernos el verdadero director de nuestra vida.

Las personas fuertes, son mas fuertes que sus excusas…

Todo lo que necesitamos para esta aventura está en nuestro interior y aunque no tengamos instrucciones, el descubrir esos dones, esos recursos, son los que nos hace sumar puntos. Perdemos mucho tiempo buscando afuera, responsabilizando a terceros, muchas veces nos vamos de este plano sin haber entendido que nada estaba en otro lugar, sino que desde el amor, hasta la felicidad, estaba como un tesoro escondido en nuestro interior.

Aparta de tu vida cualquier creencia limitante. Si tienes dificultades para reconocerlas, solo siente que cuando vienen a tu mente, te restan poder, sientes que cedes el control, que nada depende de ti… Esas creencias deben salir de tu vida y tú podrás reconectarte con tu verdadera esencia, la que te llevará a donde te resulte más conveniente estar.

Por: Sara Espejo – Rincón del Tibet

Nosotros

Lorem fistrum por la gloria de mi madre esse jarl aliqua llevame al sircoo. De la pradera ullamco qué dise usteer está la cosa muy malar.

Últimos Posts

Siguenos

Videos

Ir arriba
Hola! Necesitas ayuda