RINCÓN del TIBET

4 “Nuncas” para tu vida que debes considerar

nunca

Cuatro “Nuncas” para tu vida que debes considerar

La vida efectivamente no se trata de seguir reglas o mucho menos recetas mágicas, sin embargo, hay algunas cosas que si las llevamos presentes en nuestra mente y logramos aplicarlas a nuestra práctica de vida, sin duda lograremos sacar un mayor provecho de la experiencia.

Acá te dejamos cuatro “Nuncas” que consideramos de utilidad mantener en tu vida:

1.Nunca dudes de ti mismo:  Eres capaz de hacer cualquier cosa que te propongas, tienes la capacidad de alcanzar tus sueños, de vencer obstáculos, de llegar a donde quieres, de aprender de tus errores, de tomar riesgos y salir airoso.

¿Por qué dudar de ti? SI llevas dentro la inteligencia divina, la misma que ha creado todo aquello que ves y lo que no. Confía en ti, confía en tus capacidades, confía en que tienes dentro absolutamente todo lo que necesitas.

2.Nunca te humilles: No ten expongas a una humillación, no permitas que otro bajo ninguna circunstancia te menosprecie, te haga sentir menos, te haga sentir que no mereces lo bueno que recibes.

Tu valor es incalculable, nadie, ni tú mismo debe comparte, debe controlarte a través de algo, debe manipularte, ni mucho menos humillarte. Cualquier cosa que valga tu dignidad es demasiado cara.

3.Nunca te limites: Considera que cualquier limitación que creas tener radica solo en tu mente, en la reafirmación de una creencia o de un estereotipo que has anidado en ti y hace que te sientas inseguro en relación a lo que eres capaz de hacer, a donde eres capaz de llegar, pero no te pongas techo, no pienses que algo es mucho para ti, que no eres merecedor.

Las barreras las manejas tú, tú decides si las colocas entre aquello que quieres y tu persona o si limpias el camino de ellas, actuando con la seguridad de que puedes alcanzar lo que quieres.

4.Nunca tomes decisiones por miedo: El miedo siempre nos hace tomar decisiones que de alguna manera nos hacen sentirnos seguros, cómodos, donde quizás no tenemos que hacer un esfuerzo muy grande para que las cosas fluyan, pero que muy probablemente no nos conduzcan al sitio donde verdaderamente sentimos pertenecer, al sitio que nos llama.

El miedo siempre intenta convencernos de que  es lejos, de que es engorroso, de que no podemos, de que nadie ha podido, de que ya es tarde o que aún no es tiempo. Pero si logramos silenciar esos miedos o decidir a pesar de ellos escuchando nuestro corazón seguramente nos ubicaremos en el lugar adecuado para nosotros.

Llévalos contigo y dedícate a vivir como realmente vale la pena hacerlo.

Por: Sara Espejo – Rincón del Tibet

Nosotros

Lorem fistrum por la gloria de mi madre esse jarl aliqua llevame al sircoo. De la pradera ullamco qué dise usteer está la cosa muy malar.

Últimos Posts

Siguenos

Videos

Ir arriba
Hola! Necesitas ayuda