RINCÓN del TIBET

Apresúrate a vivir bien y piensa que cada día es una vida

apresúrate

Apresúrate a vivir bien y piensa que cada día es, por sí solo, una vida

Oye, despierta, haz una pausa para darte cuenta de lo que haces con tu vida, piensa por un momento en el privilegio que tienes de estar acá este día, piensa por un momento en tres cosas por las cuales puedas agradecer al universo… si se te olvida incluir tu vida misma, hazlo… Siempre tendrás millones de cosas por las cuales sentirte agradecido, miles de bendiciones puestas especialmente para ti, eres un ser único, lleno de luz, tu esencia está en armonía con todo lo que conoces y especialmente con lo que no.

¡Apresúrate! No te detengas tanto tiempo mirando aquello que te hace daño, no te quedes anclado sufriendo por nada. La preocupación no te quita los problemas de encima, hace que te aplasten, te quitan la paz. Mientras más te preocupes, menos tendrás oportunidad de resolver aquello que crees son problemas.

Algunas veces nos centramos tanto en tantas cosas irrelevantes que perdemos tiempo y oportunidades valiosas para hacer cualquier otra cosa que realmente nos nutra. Apresúrate y aprende a apreciar y a priorizar, éste es uno de los secretos de la vida. Cuando miramos la vida desde el corazón, desde el agradecimiento poco hay que lamentar. Cuando lo hacemos desde nuestro ego, la mayoría de las cosas, aun siendo bendiciones, nos generan sufrimiento.

Nos perdemos en el camino, nos confundimos en nuestros propósitos, nos metemos en un círculo vicioso, dándole a la vida una connotación totalmente diferente a la que en esencia tiene. Crees que has venido al mundo a estudiar, para luego trabajar, para casarte, tener hijos, quizás nietos y luego despedirte… es ésta para ti la cadena normal? Pues rompe con lo normal!

Lo normal no es necesariamente lo mejor, sino lo más aceptado. Esto no quiere decir que no estudies, que no trabajes, que no te cases… menos que no te mueras… aunque tiene sentido hacerte reflexionar sobre esto último, no te mueras en vida, no te dejes llevar por la inercia y dedícate a disfrutar del camino, de tu vida, dale descanso a tu mente y deja que tu corazón tome el control.

No compitas con nadie, ni te compares con alguien más, estás acá para ser la mejor versión de ti mismo.

 

Apresúrate  y date cuenta de que no estás solo, de que estás conectado con todos, de que eres parte de una sola creación. No pierdas tiempo, que en este plano es el recurso más valioso. Mira la vida como el milagro que es, como la maravilla que es, no te identifiques con lo que piensas, que es solo una creación de la mente, no es real. Siempre tienes una nueva oportunidad para hacer las cosas de forma tal que te llenen el alma y esa oportunidad fácilmente puede ser hoy, apresúrate y nunca olvides que el propósito real de este paso es sencillamente ser feliz.

Nosotros

Lorem fistrum por la gloria de mi madre esse jarl aliqua llevame al sircoo. De la pradera ullamco qué dise usteer está la cosa muy malar.

Últimos Posts

Siguenos

Videos

Ir arriba
Hola! Necesitas ayuda