RINCÓN del TIBET

Los síntomas que acompañan el desamor

Los síntomas que acompañan el desamor

Cuando hablamos de parejas, vale la pena preguntarnos cuáles son los síntomas que nos hablan de un alejamiento de los miembros, que puede desencadenar en una separación en caso de que no se tomen las medidas necesarias para ponerle la gasolina necesaria al vehículo del amor.

La condición ideal es que el amor sea una condición perdurable en el tiempo, esto en la práctica muchas veces no es posible y el amor muere, sin embargo, podemos notar algunos síntomas que nos pueden alertar de que la relación está tomando un rumbo peligroso.

Veamos de qué síntomas o señales estamos hablando:

– Disminución de las ganas de estar con la pareja.

– Acentuación de los momentos negativos vividos en pareja.

– Ausencia de detalles y regalos.

– Aumento de quejas y reclamos asociados a la relación o a la pareja.

– Intolerancia a llevar a cabo conversaciones o fallas en la comunicación en general.

– Maxificación de los errores o defectos de la pareja, incluyendo cosas que previamente carecían de importancia.

– Predisposición a peleas o discusiones.

– Desatención a las necesidades de la pareja.

– Indiferencia ante el arreglo personal para agradar a la otra persona.

– Disminución del contacto corporal con la pareja.

– Preferencia a compartir con otras personas antes de hacerlo con la pareja.

. Infidelidad o búsqueda de oportunidades con terceras personas.

– Rechazo sexual y falta de iniciativa.

– Sustitución de las manifestaciones de amor por expresiones de aburrimiento, indiferencia, molestia, etc.

– Desinterés de mostrar a la pareja en público.

– Pérdida de interés en cómo invierte el tiempo la pareja.

– Desconexión con los proyectos en conjunto.

– Menosprecio o desvalorización de la pareja.

– Comparaciones negativas asociadas a las acciones o a la persona de forma específica.

Éstas son algunas muestras de la pérdida o disminución del amor de pareja, cuando los dos miembros de la pareja se ven afectados por el desamor, probablemente el resultado sea una separación definitiva.  Sin embargo, cuando hay una de las partes interesadas en rescatar ese amor, es posible hacer una batalla para reposicionar la relación.

Definitivamente es importante plantearse la vía menos dolorosa posible para ambas personas, cuidando las formas, el amor no tiene que ser para siempre, pero lo más saludable es que al menos resulte en un recuerdo agradable para las dos partes, donde hasta el cierre del mismo fue realizado pensando en los beneficios propios y de pareja.

 

Te invitamos a visitar:

El desamor me ha cambiado

Ocho actitudes que conducen al desamor: Riesgo de oportunidades perdidas

Cómo salir fortalecido de un desamor

5 secretos infalibles de las parejas duraderas

Liberarme de ti, fue lo mejor que pude decidir

Nosotros

Lorem fistrum por la gloria de mi madre esse jarl aliqua llevame al sircoo. De la pradera ullamco qué dise usteer está la cosa muy malar.

Últimos Posts

Siguenos

Videos

Ir arriba
Hola! Necesitas ayuda