RINCÓN del TIBET

Marionetas en las manos de los demás

Marionetas en las manos de los demás

¿Alguna vez te has sentido una marioneta? ¿Dudas en si los demás te están utilizando? Si tienes estas dudas, posiblemente, estés en lo cierto. A veces no somos conscientes de que estamos siendo manipulados, ya que las tácticas que utilizan las personas son, la mayoría de las veces, muy sutiles.

Para manipular eficazmente a la gente es necesario hacer creer a todos que nadie les manipula

-John Kenneth Galbraith-

Tácticas de abuso emocional

El primer paso para determinar si estamos siendo víctimas del abuso emocional es aprender a detectar las tácticas que se suelen utilizar y que nos pasan más inadvertidas. ¡Vamos a ello!

1. Gaslighting

En esta primera técnica se presenta falsa información a la otra persona con la intención de manipularla haciéndole creer que está equivocada. Con esto, se crea duda e incluso miedo en la otra persona que empieza a creer que quizás está loca. Es una técnica muy utilizada y que desorientaría a cualquier persona.

2. Silencio

El silencio es otra de las técnicas que podemos asociar con enfado o con la reacción de una persona ante un hecho que le ha ofendido, pero… ¿manipulación? El silencio, la indiferencia, puede hacernos sentir culpables cuando realmente no lo somos. Esto es verdadera manipulación.

Con el silencio, que suele ser consciente, una persona intenta castigar así a la otra. Además, el silencio va acompañado de frialdad y distancia, hasta que la otra persona acabe arrastrándose y pidiendo disculpas por algo que puede no ser tan grave. Si sucede esto, el resultado ha sido satisfactorio: se ha manipulado y dominado a la otra persona.

3. Proyección

Realmente, esta táctica es un mecanismo de defensa en el cual atribuimos a otra persona pensamientos y deseos que son nuestros. Esto nos permite no reconocer como nuestros tales emociones para proteger nuestra imagen. Proyectándolos nos aliviamos.

4. Intimidación encubierta

En la intimidación encubierta no hay agresividad ni amenazas directas, sino todo lo contrario. Todo queda implícito en las palabras que dice, haciéndole saber a su víctima las consecuencias que pueden tener sus actos sin tener que decírselo de forma clara.

De esta manera, la persona manipuladora mantiene su imagen, de alguna manera se “lava las manos”. Es un acto cobarde y bastante utilizado, donde la otra persona no es consciente de esta manipulación y, por lo tanto, no puede escapar de ella.

5. Victimismo

La mayor táctica de manipulación habida y por haber. Hacerse la víctima es algo que funciona, siempre y cuando sepas lo inocente o crédula que es la otra persona. Cuando uno se hace la víctima, puede ocasionar en la otra persona un sentimiento de culpa que le permitirá obtener todo lo que quiera.

No seas una marioneta que se deja guiar por los demás

Un juego peligroso

El abuso emocional es un juego peligroso del que debemos ser conscientes para poder escapar. No podemos dejarnos manipular, por eso debemos abrir los ojos e identificar cualquier pequeña acción que indica una manipulación encubierta de la que no somos conscientes.

La manipulación emocional puede convertirnos en sujetos pasivos, en verdaderas marionetas con hilos que siempre mueven otras personas, pero nunca nosotros mismos. ¿No es ya el momento de cambiar esto? ¿No quieres cortar de una vez por todas estos hilos?

Es difícil, por eso, interioriza las tácticas anteriormente descritas y empieza a identificarlas. Te sorprenderás de cuántas personas existen a tu alrededor que utilizan mil y una tácticas para obtener lo que quieren de los demás.

Recuerda que no eres el títere de nadie y que nadie te puede controlar

¿Dejarás hoy mismo de ser una marioneta?

Nosotros

Lorem fistrum por la gloria de mi madre esse jarl aliqua llevame al sircoo. De la pradera ullamco qué dise usteer está la cosa muy malar.

Últimos Posts

Siguenos

Videos

Ir arriba
Hola! Necesitas ayuda