La conexión temprana con los hijos, es un puente que se extiende toda la vida

Generalmente, los padres desarrollamos varios tipos de relaciones con nuestros hijos, desde la más disciplinada, hasta la más liberal, somos sus amigos, enemigos, confidentes y héroes, cualquiera que sea tu papel, es necesario que tengas acercamientos verbales con tus hijos, que se haga costumbre conversar con ellos, saber dónde y cómo se encuentran, no es cuestión de control, sino de conocimiento.

Quien de verdad sabe de qué habla, no encuentra razones para levantar la voz.
Leonardo Da Vinci

 

padres-e-hijas

Es importante conocer cómo le está yendo con su grupo de pares, qué hace con ellos y cómo son sus amigos; dentro de lo razonable y sin ser persecutorios. Hablar sobre cómo le va en clases, qué temas le gustan más en el centro de estudios y qué cosas no le gustan de ir a clases, es importante indagar sobre su relación con sus compañeros.

Debemos además, tener presente el momento oportuno de abordar el tema de la sexualidad con nuestros hijos, no para todos los niños es igual, el caso es que si el tema se plantea antes se debería tratar, sin tabúes, ni inventos de historias de fantasía.

Habla para que yo te conozca. Sócrates

 

padre-e-hijo-en-una-colina-al-amanecer

También es bueno hablar sobre sus sueños y proyectos de vida, sus deseos y anhelos pero sin presionar ni pensar y por ello, es importante conocer todo lo que se pueda de sus actividades cotidianas como por ejemplo, si concurre a hacer deportes a un club deportivo, si frecuenta la casa de algún amigo o se reúne con otras personas camino a casa.

Debemos hablar sobre cómo resolver los problemas cuando se presentan. Por ejemplo, cuando algo genera enojo, es decir, algo que puede dar ganas de resolverlo por medio de la violencia. En este aspecto es bueno que reflexione sobre cómo actuar en situaciones que generan enojo y resolverlo de forma inteligente, orientarle sobre el manejo de sus emociones.

Toda lengua es un templo en el que está encerrada el alma del que habla. Oliver Wendell Holmes

 

Es importante que tu hijo pueda hablar contigo sobre cómo hacer valer sus virtudes, hacerse respetar y sobresalir en un mundo competitivo, de manera honesta. Es sano que conozca valores importantes como solidaridad y que en el mundo hay mucho más que lograr, que consumir y tener dinero. En este punto es importante que sepa que lo que vale es lo que sea él como persona, lo que logre por sí mismo y no tanto lo que llegue a tener materialmente.

madre-con-hija-abrazadas-por-la-espalda

También es importante que sepa o reflexione acerca de la realidad y la fantasía, para que aprenda a afrontar la realidad con inteligencia y sentido práctico. Esto quiere decir que pueda encontrar el punto medio entre sus sueños que son muy importantes que los lleve adelante, y la realidad en la que tendrá que sobrevivir y valerse por él mismo.

Y sobre todo, aprende a escuchar a tu hijo con atención e interés, podrás apreciar cada detalle y de seguro habrás forjado el puente que te conectará con él para siempre.

Por: Marvi Martínez

También te invitamos a visitar:

Enséñale a tus hijos la diferencia entre respetar a la autoridad y aceptar los abusos…

El amor y el tiempo son los mejores regalos que le podemos dar a nuestros hijos

El Efecto Pigmalión, no hagas que tus hijos vivan de tus expectativas…

Quítate la venda y detecta las señales de alarma en tus hijos…