RINCÓN del TIBET

Hoy te extraño más que nunca

que nunca

Hoy te extraño más que nunca

Estas fechas suelen ponernos un tanto nostálgicos y mi corazón se aprieta de pensar que no estarás aquí, a mi lado cuando suenen las 12 campanadas para darte un abrazo, para sentir que por un momento somos un solo ser que se funde en el más profundo amor, por eso hoy te extraño mas que nunca.

Estar sin las personas que amas se vuelve a veces poco manejable y cuando sabes que no hay nada en el mundo que te devuelva su presencia, se genera un vacío que nos recorre el alma. Nada es igual, nada volverá a ser como antes. A veces simplemente no sé sonreír a sabiendas que tú no estás.

El amor verdadero nunca muere, pero sí que nos puede resultar complicado seguir sintiendo tanto por quien sabemos que no está para recibirlo. Sin embargo, albergo la esperanza de que siempre hay un más allá, un lugar inexplicable, pero que resulta de centro de recepción a todo el amor que le dedicamos a esa persona especial.

Pasa el tiempo y no me acostumbro a la ausencia, mi mente recrea con frecuencia tu voz, esperando no olvidarla. Mis ojos miran con nostalgia todo aquello que te gustaba, de lo cual disfrutabas. Se hace un nudo en mi garganta con esas canciones que repetías hasta el cansancio y que inclusive en ese último adiós quise que “escucharas”.

A veces evito situaciones, lugares y personas que solo me recuerdan a ti, no es porque no quiera recordarte, sabes que siempre estás en mi mente, pero aún me duele esa ausencia inevitable, esa impotencia, esas ganas de que estés, sin que algo pueda ser diferente. Y creo que ese dolor jamás se irá, ese sabor amargo que sube a mi boca al querer llamarte, al concientizar que nunca más, estarás de la misma manera para mí.

Quisiera poder aprovechado mejor el tiempo, quisiera haber abrazado con mayor intensidad esos momentos que ahora añoro, pero nada podemos cambiar del pasado. El estar consciente, el vivir de cerca la separación de quienes amamos, es una  de las lecciones más dolorosas que podemos experimentar a fines de aprender a valorar mientras tenemos a nuestros afectos cerca.

Hoy me haces más falta que nunca, aunque quizás esa sea una de las afirmaciones que mejor se ajustan a la mayoría de mis días… Hoy quisiera apretar ese botón de reset a tu lado, dejar todo lo negativo atrás y darle la bienvenida a un nuevo año. Hoy te tengo más presente en mi corazón y hoy entiendo que aunque no estás entre nosotros, es cada uno de quienes te amamos… especialmente en mí, estás en mi mente, alma y corazón.

Te amo más allá de la vida.

Por: Sara Espejo – Rincón del Tibet

Nosotros

Lorem fistrum por la gloria de mi madre esse jarl aliqua llevame al sircoo. De la pradera ullamco qué dise usteer está la cosa muy malar.

Últimos Posts

Siguenos

Videos

Ir arriba
Hola! Necesitas ayuda