RINCÓN del TIBET

No intentes cambiarme

No intentes cambiarme

No intentes cambiarme, sé que hay cosas de mí que pueden disgustarte, sé que mi comportamiento puede ser inadecuado ante tus ojos, que respiras profundo ante alguna de mis respuestas, fíjate exactamente qué es lo que te incomoda de mí.

Soy justo lo que necesitas vivir en este momento. El universo te ha puesto frente a mí para hacerte crecer, expresamente para tu bien… Solo cuando sepas por qué formo parte de tu vida, cuando veas para qué me he cruzado en tu camino, entenderás que he sido perfecta para ti.

No intentes cambiarme, tengo lo que necesitas para reflejarte en mí, para que veas en mí lo que tu ego no permite que veas de ti mismo.

 

Aprende conmigo, crece conmigo. Puedes intentar cambiar en mí lo que tú necesitas corregir, puedes huir de mí sin reconocer lo que debes hacer. Pero la vida se encargará de vincularte con otra persona parecida a mí… y no será casualidad. Así que no pierdas tiempo. No necesitas ver la lección más de una vez. Aprende conmigo.

Me presenté en tu vida, quizás sin saberlo, como un canal de luz que debes utilizar para crecer.

 

Estoy aquí en este justo momento porque soy lo que necesitas justo ahora. Agradécele al universo mi presencia, valórame y ámame. Cada cosa que te llame la atención de mí, forma parte de ti de una u otra manera, lo bueno y lo malo que notas en mí es justamente tu esencia, estoy aquí para hacértelo ver.

Acéptame como soy, porque es una forma de hacerlo contigo. Cuando la aceptación llega el rechazo desaparece. Y si llegaras a concientizarlo, te darías cuenta de que colaboro en tu consciencia espiritual, y que inevitablemente tú colaboras en el desarrollo de la mía. Todo lo que hay en el universo está en ti y en mí, podemos aceptarlo y crecer o negarlo y proyectarlo a través del otro.

Soy perfecta para ti tanto como tú lo eres para mí… Tu aprendizaje irá de la mano con el mío. Ambos creceremos juntos y si reconocemos que vemos en el otro nuestro reflejo, quizás mañana podamos disfrutar el uno del otro como quisiéramos que fuésemos justo ahora.

Yo tampoco intentaré cambiarte… más bien estaré atenta a las señales que el universo me da a través de ti para procurar mi evolución, para verme y conocerme, y de esta forma hacerme consciente de que tú y yo somos lo mismo.

Por: Sara Espejo -Rincón del Tibet

Nosotros

Lorem fistrum por la gloria de mi madre esse jarl aliqua llevame al sircoo. De la pradera ullamco qué dise usteer está la cosa muy malar.

Últimos Posts

Siguenos

Videos

Ir arriba
Hola! Necesitas ayuda