RINCÓN del TIBET

El Enojo ..-

El Enojo ..-

Es una emoción humana que todos conocemos, es completamente normal, válido y hasta a veces saludable sentirla, pero cuando perdemos el control de esta emoción se vuelve impredecible, destructiva y nos ocasiona muchos problemas …no podemos ir por la vida atacando verbal o físicamente a cada persona o cosa que nos irrita, existen leyes y normas sociales al respecto, que marcan límites al enojo, por lo que no debemos permitir que esa emoción se convierta en una ira incontrolable.

En vez de expresarte violentamente, explica tu enojo, primero a ti mismo y luego a los demás con firmeza pero sin agresividad, es la manera más sana de hacerlo, encontrarás soluciones en lugar de argumentos y pretextos que no te resuelven nada …

En cada uno de nosotros esta aprender a expresar nuestro enojo de manera constructiva .. aprender también a controlarnos, lograr calma exterior para encontrar la serenidad interior que es la que nos da las respuestas …

Rincon del Tibet: Esta seria una manera convencional y occidental de “opinar sobre el enojo” mientras que los Asiáticos lo plantearían desde otros muy distintos enfoques.

Ellos lo tratarían como un conflicto que tenemos producido por otros, y los “otros” seria lo menos importante. mientras que en el mundo occidental, los que han producido el conflicto serian los protagonistas del mismo.

Si hemos tenido problemas con terceros o por culpa de terceros y esto nos ha provocado un conflicto interno, el problema es este conflicto interno, los que han provocado el conflicto, sencillamente, no importan.

Debemos tratar el problema con estricta intimidad, el problema nos afecta y nos preocupa, y no se lo contaremos a NADIE, sin excepciones, contarlo seria compartirlo, y como un problema que es, es nuestro y solo nuestro, tampoco aunque estemos muy enfadados, afectados, y no nos lo podamos sacar de la cabeza, los demás no nos tienen que notar mal humorados, o con caras serias, nuestra imagen exterior será la misma, como si tal cosa no nos estuviera ocurriendo.

Nuestra preocupación o estado de animo es nuestro y si estamos enfadados o de mal humor, el problema nos esta manipulando, el ejercicio de controlar nuestras emociones y no mostrarlas, nos da control sobre ellas. nunca debemos odiar o tener mala opinión sobre quien nos enojo. este Sr. trabaja para nosotros, pues su falta ha provocado tal reacción en nosotros, que nos hemos tenido que contener en ocultar que estamos muy preocupados y nos ha dado mucho que pensar, la falta que haya cometido (la que sea, aún considerando que estamos en posesión de la razón absoluta) no debe enfadarnos, más bien nos tenemos que compadecer de él, contra más nos enfade, más nos ayuda.

El enojo o el conflicto es una manera de progreso y madre de experiencia y aunque no sea agradable. nos da material para trabajar en nosotros mismos.

Nosotros

Lorem fistrum por la gloria de mi madre esse jarl aliqua llevame al sircoo. De la pradera ullamco qué dise usteer está la cosa muy malar.

Últimos Posts

Siguenos

Videos

Ir arriba
Hola! Necesitas ayuda